...

más de 40 años de experiencia en el envío de coronas funerarias a tanatorios.

CORONAS FUNERARIAS REALIZADAS ARTESANALMENTE

ENVÍOS URGENTES (2-3 horas) A CUALQUIER TANATORIO DE LA COMUNIDAD DE MADRID

¿NECESITAS AYUDA? 91 356 75 41

Qué pasa cuando una persona muere en un hospital

Jul 24, 2023 | Noticias

La muerte de una persona da lugar al comienzo del luto, pero antes de empezar a superar la pérdida hay que hacer una serie de trámites para organizar la despedida. De ahí la necesidad de estar al tanto de qué pasa cuando una persona muere en un hospital, para saber qué esperar en una circunstancia de este tipo.

Qué hacer cuando muere un familiar en el hospital

Los primeros momentos

El protocolo de fallecimiento en hospital es bastante estricto, y el personal sanitario te dará las pautas sobre lo que hay que hacer. Si no hay especialistas presentes en el momento de la muerte, lo primero que hay que hacer es avisarles.

El personal del hospital se encarga de que la habitación quede libre y de llevar a cabo la preparación necesaria para que el cadáver pueda ser trasladado a la morgue. Se le quitan las vías, se desconectan los aparatos médicos y se saca el cuerpo de la habitación de la forma más discreta posible.

Si el médico conoce la causa del fallecimiento, expedirá en ese mismo momento el certificado de defunción. Si la desconoce, pedirá permiso a la familia para realizar un examen post mortem. En este caso, el cuerpo deberá ser analizado por el forense.

¿Qué ocurre con el cuerpo si una persona fallece en el hospital?

Los trámites tras el fallecimiento no suelen ser largos, pero pueden demorarse algunas horas. Mientras tanto, el cuerpo permanece en una sala habilitada hasta que se hace todo el papeleo y la funeraria puede recoger al fallecido.

Si el fallecido dejó constancia de querer donar sus órganos, o si la familia así lo decide, mientras se tramitan los papeles puede hacerse la extracción, dejando luego listo el cuerpo para entregarlo a sus seres queridos.

Llamada a la aseguradora o funeraria

Si la persona fallecida tenía un seguro de decesos, en cuanto se tiene conocimiento del fallecimiento, se puede contactar con la aseguradora para empezar a organizar el velatorio y posterior funeral.

En caso de que el fallecido no tuviera un seguro, esto no supone un problema. Los familiares pueden contactar con cualquier funeraria y esta se hará cargo de todos los trámites. La única diferencia es que tendrán que abonar la factura del coste de este servicio.

Lo habitual es que, una vez avisadas las funerarias (por los familiares o por la aseguradora), estas se pongan en contacto con el hospital y hagan todas las gestiones para pasar a recoger el cuerpo cuando todos los trámites estén listos.

Por otro lado, la funeraria estará en contacto directo con los familiares para organizar el funeral. De este modo, la familia sabrá a qué tanatorio se va a trasladar el cuerpo y en qué momento puede comenzar el velatorio.

Esto es lo que pasa cuando una persona muere en un hospital. Como has visto, es una situación en la que cuentas con el apoyo tanto del personal médico como de las funerarias, que te ayudarán a saber qué hacer en estos complicados momentos. También puedes contar con nosotros como especialistas en flores. Si necesitas coronas funerarias, prepararemos las más bonitas para decir adiós a esa persona tan especial.

Abrir chat
¿Necesitas ayuda? ¡Aquí estoy!
Mi carrito
El carrito está vacío.

Parece que aún no te has decidido.

Seraphinite AcceleratorOptimized by Seraphinite Accelerator
Turns on site high speed to be attractive for people and search engines.